in ,

Turquía: seis frailes en la frontera del diálogo

La presencia de los hermanos menores en Turquía se refuerza. La comunidad, dedicada al diálogo interreligioso, la componen seis religiosos de distintas nacionalidades.


Promover el diálogo ecuménico e interreligioso, el encuentro con los pueblos y culturas al estilo de san Francisco de Asís (que es el del «testimonio de vida» en lo cotidiano», este es el espíritu con el que los hermanos menores han dado vida a una nueva fraternidad franciscana en Esmirna (Izmir), segunda ciudad más poblada de la Turquía centro-occidental.

«Más que una nueva fraternidad franciscana, se trata de una fraternidad renovada», precisa fray Rubén Tierrablanca González (tercero por la izda. en la foto), mexicano, asistente para el diálogo y vicario general del Vicariato permanente de Estambul, que fue superior de la fraternidad internacional y animador del curso de formación permanente sobre el diálogo ecuménico e interreligioso (que ya ha llegado a su duodécima edición), que se celebrará este año en la ciudad del Bósforo, del 13 al 28 de octubre de 2016.

«La presencia franciscana en Turquía data del siglo XIII –explica fray Rubén-. Se remonta al 1235, tiempo del Imperio latino de Oriente en Constantinopla. Y nunca se ha suspendido. Sin embargo, en Esmirna los franciscanos se establecieron en la segunda mitad del siglo XIV, cerca del puerto de Alsancak. La primera iglesia de Santa María fue destruida por un terremoto en 1688. A continuación, en el mismo lugar se construyó una nueva iglesia y un gran convento, realizado con ayuda de los holandeses e inaugurado el 25 de diciembre de 1692. La actual iglesia sufrió un incendio en 1889. Gracias a la ayuda del emperador Francisco José de Austria se restauró en 1891. Hoy somos seis frailes: en Estambul están fray Eleuthère Makuta Baharanyi y fray Pierre Matabaro Chubaka (de la República Democrática del Congo) con fray Antonius Duma (de Indonesia); en Esmirna estamos fray Pascal Robert Kenneth (de Pakistán), fray Apollinaire Bahinde Bwalike (de la República Democrática del Congo) y yo».

Es decir, la presencia franciscana en Esmirna es bastante antigua…

En el último siglo, la iglesia de Santa María de Esmirna estuvo confiada en primer lugar a la provincia religiosa de las Marcas y, desde 1935, a la provincia de San Francisco Estigmatizado de la Toscana. En 2015 pasó a depender directamente de la curia generalicia de Roma. La novedad, por tanto, no es la presencia franciscana sino la renovación de la fraternidad. Además, unido a la cura pastoral de la parroquia, el ministro general fray Michael A. Perry nos ha pedido que nos ocupemos del diálogo ecuménico e interreligioso, asignando a nuestra comunidad de Esmirna dos iglesias dedicadas a Santa María y al Santo Nombre de María. Somos una sola fraternidad en dos casas, Estambul y Esmirna; tres frailes en cada casa con una solo padre superior (que es fray Eleuthère). Esta novedad exige esfuerzo y buena voluntad.

Esmirna tiene, desde diciembre pasado, un nuevo arzobispo, el dominico Lorenzo Piretto.

El arzobispo ha acogido nuestra presencia con alegría. Nos esforzamos por entrar en el tejido eclesial de la diócesis y por encontrar a los hermanos de otras confesiones. Hemos empezado ya a conocer la Iglesia griega ortodoxa, la anglicana, la luterana y, en este mes de abril de 2016, tendremos un encuentro fraterno con algunos pastores de las comunidades pentecostales. Poco a poco nos vamos conociendo.

En la Turquía de hoy no es fácil testimoniar el Evangelio sin suscitar resistencia…

Nuestro sueño en Esmirna es el de crear relaciones con personas de buena voluntad que deseen compartir y profundizar en los valores culturales que están en la base de una convivencia pacífica. El papa Francisco nos ha pedido que renovemos la Iglesia «en salida» y nuestra propuesta de diálogo quiere concretar en la vida cotidiana este «signo de los tiempos». En un ambiente multirreligioso y multicultural tenemos la posibilidad, o mejor dicho la gracia, de ofrecer un servicio a cada persona, más allá del credo que profesa o de la cultura a la que pertenezca. Estamos convencidos de que el Espíritu del Señor se manifiesta en todo ser humano y queremos encontrarlo en el diálogo con todos.

Más información y noticias de los frailes franciscanos en Turquía en su sitio web.

Via TS

Comentarios

Leave a Reply

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cargando...

0

Comentarios

0 Comentarios

Escrito por Redacción

Los islamistas desafían al gobierno por el caso de Asia Bibi

Obispos franceses viajan a Irak para ayudar a estudiantes refugiados