in ,

Franciscanos en el mundo y para el mundo: identidad, votos y comunión

Via Medjugorje

El Seminario de formación permanente de la Tercera Orden Franciscana de Bosnia- Herzegovina tuvo lugar en Medjugorje entre los días 2 y 4 de noviembre del presente año. Participaron unos 40 Terciarios que trataron el siguiente tema: “Franciscanos en el mundo y para el mundo: identidad, votos y comunión”. Fue dirigido por el Hermano Benedetto Lino de la Presidencia Internacional de la Tercera Orden Franciscana.

El Seminario comenzó con las palabras de la Hermana Marija Brekalo, Ministra regional de la Hermandad de Herzegovina de la Tercera Orden Franciscana. La siguieron entre otros, la Hermana Nives Kanevcev, Ministra Nacional de la Tercera Orden Franciscana, y el Padre Danijel Rajic y el Padre Josip Vlasic, asistentes espirituales de dicha Orden y de la Juventud Franciscana. Ellos presentaron al director del Seminario, el Hermano Benedetto Lino, Terciario desde los 18 años. Éste afirmó que toda la familia Franciscana es un gran proyecto de Dios inspirado por San Francisco.

La idea de este Seminario se basó en lecturas sobre la identidad Franciscana, la importancia y seriedad de los votos de la formación Cristiana y Franciscana, y la identidad de la Comunidad a la que pertenecen. Para que entendamos nuestra identidad es necesario saber a quién pertenecemos, a quién debemos seguir y qué estamos invitados a hacer. Los Terciarios tienen que ser conscientes en todo momento que han de seguir a Cristo en el ejemplo de San Francisco. Aunque tienen diferentes reglas, las 3 Órdenes tienen una obligación común dada por San Francisco, la de vivir el Evangelio. Como partes de una misma familia Franciscana, independientes entre sí, las 3 Órdenes tienen que colaborar a su manera.

El conferenciante prestó especial atención a la Tercera Orden Franciscana. Los Terciarios, unidos a Cristo por sus votos solemnes, son invitados a ser testigos e instrumentos de Su misión, a ser testigos de Cristo en sus vidas y palabras, a reparar la Iglesia a través del ejemplo de San Francisco a través de un diálogo abierto y confidencial con el Santo Padre, obispos y sacerdotes. El Hermano Benedetto animó a todos a vivir con la sencillez y humildad de San Francisco. La última parte del Seminario consistió en trabajo en grupo donde todos los participantes definieron carencias y problemas de la Hermandad en Bosnia- Herzegovina, ofreciendo posibles soluciones. El Padre Danijel Rajic, que celebraba la Santa Misa de clausura enfatizó el importante papel de cada uno de los participantes de este Seminario: transmitir esto a sus comunidades, con mucho amor, como decía San Francisco: “Una gota de amor verdadero es más hermoso que un mar entero de conocimientos”

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cargando...

0

Comentarios

0 Comentarios

Escrito por Redacción

Nace serfranciscano.com la primer libreria digital franciscana.

Jornadas de la Jufra en Madrid. Testimonios